Llámame y yo te responderé, y te comunicaré cosas grandes y ocultas que tú no conoces, Jeremías 33,3