Poderoso Arcángel San Miguel, te pedimos nos protejas, protejas nuestros hogares, nuestros hijos y cónyuges del enemigo malo. Pelea tu por nosotros. Gracias. Amén.