Sea vuestra conducta sin avaricia; contentos con lo que tenéis, pues él ha dicho, = No te dejaré ni te abandonaré; de modo que podamos decir confiados, = El Señor es mi ayuda; no temeré. ¿Qué puede hacerme el hombre? = . Hebreos 13, 5-6