porque el Señor su Dios está con ustedes; él luchará contra los enemigos de ustedes y les dará la victoria. Deuteronomio 20,4